Asesoría Fiscal – Opciones del autónomo para liquidar una deuda con Hacienda

 

 

Hay varios caminos para liquidar las deudas contraídas con esta institución y a continuación nos centraremos en casos concretos y cómo se debe actuar en cada uno de ellos.

 

Las deudas con la Agencia Tributaria suponen un aprieto para miles de autónomos y pymes en España pues en muchas ocasiones como consecuencia de ello pueden ocasionar la quiebra o cese de la actividad.

 

Según informan fuentes jurídicas, el Real Decreto Ley que regula estos casos, el 3/2016 sobre Medidas Tributarias, disminuyó las opciones de prorrogar deudas con Hacienda.

 

 

Las operaciones que se pueden aplazar son:

-          Las declaraciones fiscales que pueden aplazarse son el pago fraccionado del Impuesto sobre las Rentas de las Personas Físicas en estimación directa y objetiva; y la autoliquidación de IVA.

Para que la solicitud no sea rechazada, Hacienda reclama que el titular sea la persona responsable del pago, así como que el importe de las cuotas de IVA cobradas en el periodo afectado no supere al importe a pagar.

 

 

No obstante, la AEAT diferencia dos situaciones:

 

 

Deudas inferiores a 30.000 euros

Se lleva a cabo por un proceso informatizado y no está sujeto a garantías ni justificaciones de las causas que motivan la solicitud, ni tampoco de la cuantía de IVA no cobrado.

Las mensualidades se reducen a doce o a seis, en el caso de autónomo o representante de una sociedad, respectivamente así como la cuantía mínima para cada cuota es 30 euros.

Para poder acceder a dicha ventaja es necesario no acarrear deudas superiores a 600 euros en procedimiento de apremio y con providencia notificada, ni tampoco incluir deudas aplazadas en su día cuyo pago no realizó.

 

 

Deudas superiores a 30.000 euros

Se lleva a cabo por el procedimiento ordinario donde se tendrá que demostrar las dificultades económico-financieras que originan dicha solicitud.

Por otro lado, se deberá aportar una relación de facturas recibidas de los acreedores y otra de facturas emitidas no cobradas junto con su correspondiente justificante de no haberse cobrado.

El plazo se amplía hasta los 36 meses y tendrá que presentar un aval o un seguro de caución.

 

 

Temática

 

Contenido

 

Asesoría Laboral

Adaptarse Autónomos cambios Seg Social

 

Asesoría Fiscal

Tributación pilotos España

 

Asesoría Fiscal

Autónomo liquidar deudas Hacienda

 

Asesoría Empresa

De autónomo a Sociedad Limitada

 

Asesoría Laboral

Claves Gestión Empresa Familiar

 

Asesoría Fiscal

Reglas IRPF autónomos 2018

 

Asesoría Fiscal

Campaña Declaración de la Renta 2017

 

Asesoría Laboral

Claves del Calendario Laboral

 

Asesoría  Fiscal

Insp. Tributaria

Futbolistas

 

Asesoría Laboral

Último día aumentar base